Cargando
MKG Soluciones

MKG RE(NACE)

Hace mucho tiempo que queríamos hacer mejoras en nuestra imagen de marca, así que nos pusimos a ello. En un inicio iban a hacer uno o dos cambios menores, sin embargo, se nos fue de las manos y acabamos haciendo un rebranding completo. Mientras trabajábamos y hacíamos los nuestro: ’BOOM’ habemos nueva identidad visual, ’BOOM’ habemos nuevo branding y lo más inesperado, ’BOOM’ habemos nueva web.

Una identidad con la que ahora, estamos muy contentos. Una identidad que representa nuestros verdaderos valores: Unidad, Frescura y Dinamismo. Y sobre todo, una identidad, que comunica. Y es que no hay que olvidar que somos lo que comunicamos y cómo lo comunicamos.

Palabras, y acciones que nos representan

Ahora sí podemos decir con orgullo que existe identidad, existe huella, existe marca ¿Por qué? Porque somos y tenemos una marca única, tan única y tan visible que hemos creado nuestra propia tipografía para hacer el símbolo (Sí, se nos ha ido de las manos, lo sabemos). Y es que tenemos claro que en la comunicación, lo más importante es lo que dicen los detalles, y créannos si decimos que los nuestros, se notan. Detalles simbólicos, y visibles como el slide de la g (Recordemos que uno de nuestros fuertes es la gestión de contenido en pantalla). Detalles de adaptabilidad para un uso no solo pensado para el soporte en papel, sino planteado para una progresión a futuro y el uso digital al que estamos tan orientado. Detalles, en todo lo que puedas imaginar, simplemente fíjate.

Esta nueva identidad, está sostenida por un nuevo lenguaje de marca, en el que la primera persona del plural, toma una relevancia abismal. Pues entendemos que la escucha activa, y la opinión de nuestros clientes, está por delante de cualquier toma de decisiones (sin contar las imposibilidades técnica; seguimos teniendo los pies en la tierra). También hemos rectificado nuestra comunicación y a quien la dirigimos de una manera mucho más evidente.

 
Una tipografía, para el ahora y el después

Tipográficamente, la estrategia está clara, hemos pasado de las tipografía manuscritas difíciles de leer y complejas de adaptar a la pequeña escala, para pasar a las tipografías sans serif con personalidad.

¿Cuales son nuestras tipografías? Pues a pesar de que nuestro símbolo haya sido creado desde cero, se ha buscado una tipografía muy similar para titulares; esta ha sido la Manrope.

Una conexión con el futuro

A pesar, de que nuestra identidad visual, ha llevado mucho tiempo, y estamos muy orgullosos de ella. Lo que realmente, nos ha fascinado y donde más tiempo hemos dedicado aportando un poquito de cada uno de nosotros, ha sido en la web.

En ella hemos dado una estética: limpia, moderna, fresca, dinámica, etc. Una web que realmente, nos representa y que no nos da miedo a enseñar, porque somos especialistas en ello, y necesitamos comunicar de lo que somos capaces de hacer sin que tengas que ver nuestro portfolio a ver los trabajos. ¡Ahora el menos es más!

En definitiva, podemos asegurar que este rebranding nos representa, y que a nivel técnico, sabemos que funciona muy bien en todas las escalas y soportes. Y lo más importante, comunica y es funcional.

Volver arriba